Usuario   Contraseña     










 
Paco Silvestre
UN SALESIANOS QUE HA DEJADO HUELLA

Llevo apenas 3 años en Sikasso y he de reconocer que, entre las personas que más han dejado huella en esta región es el padre Paco Silvestre. ¿Quiénes se acuerdan de Paco, 10 años después de su fallecimiento?

Los niños: a Paco lo conocían muchos niños de Sikasso, los del Oratorio, los del movimiento Kizito, los de los barrios de Uayerema y Sanubugu; la moto de Paco era la más conocida de la ciudad: desde ella saludaba a todo el mundo, sobre todo los niños; su simpatía, sus bromas, su capacidad de jugar con ellos cautivó el corazón de esos niños, que hoy ya adultos, le recuerdan con un cariño profundo.

Los presos: entrar en la cárcel de Sikasso es ver la foto de Paco por todos sitios, la que se distribuyó el día de sus funerales; la mano de Paco está presente en tantas buenas obras en favor de 200 presos que viven en






condiciones infrahumanas en celdas estrechas y calurosas: un "apatam" para protegerse del sol en el patio, los servicios y duchas, la huerta...; los presos de larga duración le recuerdan como un sacerdote alegre, entusiasta y capaz de todo por aliviar la miseria de su prójimo.


Su capacidad de jugar con ellos cautivó el corazón de esos niños



Quisiera rendir un homenaje a este salesiano, que, como Don Bosco, ha llegado al corazón de Sikasso, especialmente la de los niños y los pobres. Gracias, Paco, por tu huella.

  Antonio Herrera

Contactar   |  Aviso Legal   |   Copyright © 2006 SALESIANOS INSPECTORÍA SAN JOSÉ VALENCIA